La disciplina deportiva consólida valores en niños y jóvenes

El practicar una disciplina deportiva ha cambiado con la nueva normalidad tras todos los acontecimientos ocurridos con la Pandemia por Covid-19, sin embargo; aquellos jóvenes y niños que han mantenido sus prácticas deportivas en casa han consolidado valores, que a lo mejor no hemos notado.

Estos valores son esenciales para la superación de una persona, pues a través de su día a día le permiten alcanzar objetivos tanto individuales y grupales, las disciplinas deportivas ayudan a interiorizarlos y se generalizan al resto de áreas de la vida de los niños y jóvenes.

El cerebro asimila el valor en sí, dejando de asociarlo solo al deporte permitiendo que nuestros chicos brinden un plus.

En este artículo, les compartimos algunos valores que se desarrollan a través del deporte:

1- Disciplina: Es la primera lección que aprenden, ya que se necesita de la disciplina para alcanzar los objetivos propuestos. Esto desarrolla la puntualidad, la devoción al deber, la responsabilidad, la paciencia, la perseverancia, el compromiso con el entrenamiento, con la competición y con uno mismo.

2. Autoconocimiento: Ayuda a conocer el mundo interior que habita dentro de cada uno, sus habilidades, los puntos fuertes, las limitaciones, etc.

3. Esfuerzo: El esfuerzo es todo lo que invertimos para alcanzar un objetivo, siendo fundamental para progresar y ser cada día mejor. Este valor permite que los niños y jóvenes crezcan siendo ambiciosos y no conformistas.

4. Respeto. Todo deporte exige el cumplimiento de unas reglas para su buen funcionamiento. Normas de juego, de entrenamiento, de convivencia que implican su aceptación y obediencia.

5. Confianza: lo que nos limita no es la falta de talento, sino la creencia de que no somos capaces, algo que durante el período de pandemia ha afectado a muchos niños y jóvenes, el practicar un deporte permite desarrollar la confianza, una fortaleza que ayuda durante toda la vida.