Razones por las que no hay que dejar a los niños utilicen la tablet o celular durante las comidas

Se trata de un hábito muy extendido al que recurren muchos padres en un intento de que sus hijos se alimenten. Sin embargo, lo que muchos no conocen es que esta costumbre que podría parecer inofensiva en realidad encierra algunos riesgos para el desarrollo físico y psicológico de los niños.

En este artículo les compartimos algunas razones de porque no es sano que tu hijo coma con la tablet en la mesa.

1. Incrementa el riesgo de obesidad: Estar expuestos continuamente a la luz azul de las pantallas no solo incrementa el apetito, sino que también afecta el sistema regulador de la saciedad, el cerebro tarda más tiempo en darse cuenta de que el estómago está lleno y enviar la señal de saciedad.

2. Obstaculiza la relación saludable con la comida: Cuando los niños son pequeños no conocen la diferencia entre una comida saludable y otra poco sana. De hecho, suelen ser muy vulnerables a los ingredientes poco saludables, pero altamente adictivos como el azúcar, la sal o las grasas. Si los niños están pendientes de la tecnología mientras comen no serán capaces de identificar y disfrutar estos sabores y terminarán decantándose por opciones alimenticias menos sanas.

3. Afecta la comunicación familiar: Las comidas familiares no solo son una excusa perfecta para pasar un rato de calidad juntos, sino también una oportunidad para conversar sobre cómo ha ido el día o debatir temas de interés.

Evitar que los niños coman mirando el celular o la tablet cuando no han desarrollado este hábito es fácil. Basta que regules el tiempo de uso de la tecnología y pongas límites estrictos durante las comidas. Sin embargo, si los niños ya tienen el hábito, eliminar esta costumbre será un poco más complejo, aunque no imposible.

1. Involucra a los niños en la preparación de la comida: Ya sea haciendo la ensalada, rellenando unos pasteles o simplemente decorando los platos, este truco ayudará a enfocar su atención en la comida y les motivará a disfrutarla en la mesa.

2. Ofréceles alternativas a la tecnología: Por ejemplo, puedes contarles una historia entretenida, hablarles sobre los alimentos que hay en la mesa o simplemente, entablar una conversación que les resulte motivante.

3. Aprovecha la comida para planificar actividades juntos: La mayoría de los niños adora planificar actividades, ya se trate de un gran viaje o incluso las tareas del día a día.

4. Establece un horario para el uso del móvil: Establecer límites es positivo para los niños, ya que les ayuda a organizarse mejor y les ofrece patrones claros a seguir que dan orden y estructura a su mundo.

5. Da el ejemplo: Como mejor aprenden los niños es con el ejemplo de sus padres. Por tanto, si quieres enseñar a tus hijos a comer sin móvil ni tablet, lo primero que debes hacer es dejar tus dispositivos lejos de la mesa mientras comes