¿Por qué debemos desayunar saludablemente?

El desayuno es considerado la comida más importante del día, después de muchas horas de descanso, se activa nuestro metabolismo y sirve para reponer los minerales y vitaminas que el organismo ha utilizado mientras dormíamos.

Un desayuno equilibrado contribuye a repartir nuestras calorías durante el día, además nos da la seguridad de aportar a nuestro organismo, los nutrientes necesarios, especialmente en el período escolar.

¿En qué consiste un buen desayuno?

Un buen desayuno aporta 400 calorías en promedio, este se debe componer por un lácteo (semidescremado o descremado, como leche o yogurt) y un cereal (Pan marraqueta, pan de molde, pan integral, pan de pita, galletas de agua o soda, cereales integrales o avena).

Puedes elegir algunos de estos alimentos, para acompañar tu cereal: huevo, quesillo, queso fresco, palta, mermelada light o 0% azúcar, jamón de pavo, tomate lechuga o margarina.

Si no desayunamos, la falta de glucosa puede provocar:

  • Decaimiento.
  • Falta de concentración.
  • Mal humor.
  • Falta energética.
  • Descenso en el rendimiento, sobretodo en edad
    de crecimiento.
  • Seguir una dieta de poca calidad.
  • Dolores de cabeza.

Si nos saltamos el desayuno, estresamos nuestro mecanismo ya que no encuentra toda la energía necesaria para sobrellevar un día de trabajo. Al estar estresado, nuestro cuerpo reacciona liberando sustancias que lo hacen más lento y esto produce que almacenemos más calorías.

La falta de glucosa, que produce el ayuno mañanero, empuja a nuestro organismo a quemar las reservas energéticas.